Historia

La Escuela Artística del Liceo Mariano Latorre de Curanilahue obtuvo su reconocimiento oficial del Ministerio de Educación el año 1998, gracias a los logros alcanzados por su Orquesta Juvenil, que inició su trabajo tres años antes.

La creación de esta Orquesta Juvenil fue un verdadero hito dentro de la historia del liceo y también de Curanilahue. Sus éxitos, trayectoria y el reconocimiento que obtuvo a nivel nacional fue un ejemplo de lo que podían lograr las y los jóvenes de esta apartada comuna, con disciplina, perseverancia y apoyo.

Luego se dio inicio a talleres artísticos en otras áreas, como la pintura, el teatro y la música y danzas latinoamericanas, que funcionaban como actividades extraprogramáticas. La calidad del trabajo y la proyección que comenzaron a tener cada uno de estos grupos, se vio reflejada en un creciente interés de los estudiantes por formar parte de ellos.

La instalación de esta área artística, así como la mística y entusiasmo de los primeros años fueron en gran medida responsabilidad del Director del Liceo Mariano Latorre en esos años: Francisco Ruiz Burdiles, poeta y cantautor en sus horas libres, que fue uno de los gestores de nuestra primera orquesta e impulsor de la idea de insertar las artes de manera transversal en la vida de este liceo y de Curanilahue.

A partir del año 2003 y una vez que la escuela elaboró sus propios programas de estudio para cada disciplina, se dio un nuevo paso: las artes se integraron al curriculum del liceo, formalizando así la existencia de la Escuela Artística.

Desde entonces, el teatro, la danza, la música y las artes visuales han tenido un desarrollo sostenido, mejorando la calidad de la educación artística especializada y las condiciones para impartirla.

Al alero de nuestra escuela han crecido los elencos que han dado reconocimiento al Liceo Mariano Latorre y a su Escuela Artística, al mismo tiempo que han permitido a varias generaciones de jóvenes de Curanilahue descubrir sus talentos y encontrar su camino de desarrollo profesional.